Nacionales,  Nacionales Destacadas

El proyecto para la Reforma Laboral se conocerá en enero

Los detalles del proyecto de la Reforma Laboral se conocerán en enero, cuando el presidente Guillermo Lasso la hará pública. Pero todavía no la enviará a la Asamblea Nacional, pues primero la someterá a debate entre la sociedad civil con el fin de recoger observaciones que permitan que la norma, una vez que se encuentre en el Legislativo, se aprobada con mayor facilidad y no se produzcan lo que calificó como “narrativas falsas”.

Los reveses que ha sufrido el primer mandatario en materia económica en la Asamblea Nacional en los últimos días, en los que no le aprobaron la Reforma Tributaria y recibió observaciones a la Proforma Presupuestaria, le han llevado a ser más cauto con la presentación de una propuesta que seguramente despertará polémica.

“No lo enviaré a la Asamblea, lo presentaré a la sociedad civil en enero, para que se produzca un gran debate, en sindicatos, trabajadores, gremios empresariales, la academia. En la medida que tomemos las observaciones, ir reformando el proyecto y planteando lo que la Asamblea esté dispuesta a aprobar” informó Lasso.

El presidente además ratificó que la propuesta consiste en una ley que funcionará de forma paralela al Código del Trabajo, que no será tocado, con la que se busca incentivar la contratación legal, dando ciertas facilidades a los empresarios para que se vincule a quienes se encuentran en la informalidad o el desempleo, principalmente jóvenes y mujeres.

El presidente reconoció que este tema será complicado de tratar en la Asamblea, como lo ha sido por lo menos desde hace 40 años, cuando con el retorno a la democracia se intentó hacer cambios a un Código Laboral que data de más de 80 años.

“Nadie se ha atrevido a plantear una reforma como la que nosotros estamos planteando, partiendo de la realidad de que el 70 % de las personas no tienen empleo pleno. Eso debe remover la conciencia de los líderes del país. Yo estoy dispuesto a librar esta batalla democrática primero en la opinión pública y después en la Asamblea Nacional, pero así es la democracia, al final del día se depende de los votos”, afirmó Guillermo Lasso.

Se espera que el análisis de la norma, antes de enviarla al Legislativo, lleve entre 90 y 120 días, por lo que se estima que será remitida a la Asamblea a mediados del próximo año.

Fuente: El Mercurio