Cuenca,  Cuenca Destacadas,  Destacadas

Deportación y salida del país en incremento

La oleada migratoria es notoria. No hay familia o conocido que viajó o intenta viajar a los Estados Unidos (EE.UU) en búsqueda de trabajo; en la mayoría de casos van de forma irregular y esa condición ha acarreado el incremento de deportaciones, 3.000 en lo que va del 2021.

Según la estadística migratoria registrada en la página web del Ministerio de Gobierno del Ecuador, México es el segundo destino de los ecuatorianos, con 88.696 personas que han viajado en lo que transcurre del 2021; hay un incremento, ya que entre el 2015 y 2019 el flujo migratorio hacia ese país, por año, era sobre las 34.000 personas.

La Coordinadora Zonal 6 del Ministerio de Relaciones Exteriores y Movilidad Humana, Ingrid Ordóñez, dice que efectivamente hay un aumento inusual de ecuatorianos que salen con ruta a México, para llegar a EE.UU. Esta condición ha hecho que semanalmente sean deportados, una vez que cruzan la frontera.

De enero hasta la fecha se registran 3.000 deportaciones desde EE.UU a Ecuador, más que en todo el 2020 que fue de 2.560. No obstante, se prevé que el número sea mayor por expulsiones que se darían México. Los datos que se registra en la página de Aduanas y Protección de Fronteras de EE.UU. son inquietantes, sobre los 50.000 eventos, entre detenciones, expulsiones y deportaciones.

Para Ordóñez lo más grave es el incremento de personas desaparecidas en frontera. En la dependencia tienen 20 reportes de familiares que solicitan ayuda para la búsqueda. Cree que son muchísimo más, ya que la familia no informa por miedo a la deportación.

Esta dependencia para iniciar la búsqueda toma contacto con patrulla fronteriza y autoridades estadounidenses, “porque tratamos de encontrar a la persona con vida… el miedo hace que no acudan a pedir auxilio y eso puede ser fatal”, insiste. Hay incremento en fallecimientos, 21, no solo en frontera, sino de ecuatorianos en indigencia.

Adicional, se ha identificado que los migrantes usan documentación mexicana para cruzar la frontera; aquello ha dificultado la identificación de cuerpos. Trabajan en dos casos de personas de sexo femenino, probablemente ecuatorianas, de Azuay; se espera confirmar la identidad tras pruebas de ADN y huellas dactilares.

Fuente: El Mercurio