Nacionales,  Nacionales Destacadas

El encierro por la pandemia ha causado cambios en comportamientos y problemas de socialización entre niños

La pandemia del COVID-19 ha golpeado a los ecuatorianos desde marzo del 2020. Además de las miles de muertes que ha causado hasta la fecha, también ha generado una crisis económica que afectó a cientos de negocios y familias.

También ha cambiado la rutina de los ciudadanos. La cuarentena, que en el país se ha ejecutado en diversas modalidades, obligó a los establecimientos educativos a ofrecer clases en forma virtual.

Los niños y adolescentes, en lugar de ir a su lugar de estudios, se conectan en una computadora desde sus hogares con su docente y compañeros para recibir la clase. Esta modalidad lleva ya dos años en el país.

Este martes 1 de junio, al celebrar el Día del Niño, varios especialistas manifiestan que el encierro para evitar contagios por COVID-19 está generando problemas de socialización entre infantes, al no acudir a escuelas o parques y tener contacto con otros menores.

Para Andrea Moreno, máster en psicoanálisis y educación, el cambio de rutina está provocando un alto nivel de estrés en los niños, lo que ha desencadenado variaciones en el comportamiento de ellos.

“Sus conductas en casa han cambiado, pudiéndose evidenciar dificultades para socializar, falta de entusiasmo para desenvolverse en sus actividades, niños angustiados, frustrados. Podemos ver niños con mucha energía, buscando desarmar todo en casa o también lo contrario, niños que no tienen deseos ni de levantarse de la cama”, refirió Moreno.

Fuente: El Universo